Death Cab For Cutie – Transatlanticism

Lunes 5 enero 2015

Death Cab For Cutie
Transatlanticism
Barsuk 2003

Para Ben Gibbard el proyecto de The Postal Service ha sido algo mas que un divertimento, allí, de la mano de la electrónica y el tecno-pop ha encontrado un gusto especial por las melodías mas pop y por el sonido de su propia voz, ahora se considera quizás mas un cantante que un compositor o guitarrista, aunque a estas alturas hay que reconocer que hace bien las tres cosas.
De vuelta con su propio grupo, Death Cab For Cutie, Gibbard ha sabido acoplar esas experiencias pop al sonido normalmente mas crudo y arisco de su banda.
Transatlacism, el cuarto disco de Death Cab For Cutie, es un muy notable disco de pop, un disco que deja de lado las guitarras distorsionadas para ofrecernos canciones cargadas de detalles, calmadas, limpias, basadas siempre en las estupendas melodías de Gibbard, con un grupo mucho mas preciso que busca adornar las melodías y añadir matices, dejando un tanto de lado la creación de ambientes asfixiantes que tanto buscaban en anteriores discos.
Death Cab For Cutie suenan ahora como Superchunk en sus últimos discos, sin la urgencia punk que aun mantienen los de Chapell Hill pero con su mismo componente melódico, aunque habría que buscar seguramente en Coldplay un gusto similar al adornar las canciones, de hecho parecen una banda británica queriendo sonar como una banda americana.
Hay canciones muy notables, “Title and registration” recuerda directamente a The Postal Service, con esas percusiones minimales y esa delicada progresión, los temas mas enérgicos como “The New Year” o “Expo 88” suenan frescos y vitalistas y temas largos como “Transatlanticism” se llenan con mil detalles y matices.
El sonido del disco ha sido extremadamente cuidado, el productor, Christopher Walla, el mismo que produjo el debut de The Postal Service trabaja como un genuino orfebre británico, dotando al conjunto de ese áurea de gran banda que recuerda otra vez a la que ya vimos en el debut de Coldplay o en el “The man who” de Travis.
El problema es el mismo de siempre, Death Cab For Cutie suenan a muchas cosas sin sonar verdaderamente a si mismos, parece que se encuentran encerrados entre los limites de unas cuantas bandas referenciales, ahora americanas, ahora británicas que limitan su potencial, no obstante Transatlanticism nos muestra a un grupo ambicioso, seguro de si mismo, que nos ofrece un buen puñado de grandes canciones y que ha encontrado una vía de expresión que con el tiempo harán suya.

Facebook Twitter




Publicado por Luis / Archivado en:Discos

Deja un comentario

Nombre (requerido)
Mail (No sera publicado) (requerido)
Website

2003-2014 Computer Age. Blog powered by Wordpress