The Sound – Thunder Up

viernes 25 diciembre 2015

The Sound
Thunder Up
Play It Again Sam 1987

The SoundYa sé que este álbum no es de los mejores de The Sound, pero para mi tiene un significado especial por haber sido el primero que escuché de ellos, eran tiempos en los que no era tan fácil encontrar ni escuchar discos. Tenías que comprar por lo que leías en revistas y fanzines o por una canción que escuchabas en la radio o más raramente en TV, así que siempre acababa en las ofertas, por eso de que si fallaba en la elección, al menos la pérdida sería menor. Tengo mi discoteca repleta de discos de rebajas, pero, con el tiempo, de auténticas joyas (al menos sentimentales). Adrian Borland, el cantante y compositor de la mayoría de los temas del grupo, fue uno de los grandes de la música de los ’80. Si bien la suerte se le acercó en contadas ocasiones, nunca le ha sido fiel compañera, y menos todavía en el plano personal, en el que importantes problemas psicológicos le llevaron a un trágico final el 26 de abril de 1999, cuando estaba a punto de terminar el sexto álbum de su carrera en solitario “Harmony and Destruction”.
‘Thunder Up’ es el último disco que grabó la banda The Sound antes de su disolución, es una obra irregular pero para nada un mal trabajo, de hecho tanto The Sound como Adrian Borland no grabaron nunca un mal disco. La sinceridad, la honradez y la entrega emocional suelen ser buenas consejeras, y de eso las obras de esta banda andan sobradas. En este álbum han desaparecido casi por completo los ecos punk y la primitiva producción del maravilloso primer disco ‘Jeopardy’, ha disminuido asimismo el tono épico del aclamado ‘From the Lion´s Mouth’, inclinándose por arreglos más pop, aunque un pop cargado de personalidad (‘Acceleration Group’, ‘Iron Years’); baladas mezcla de abatimiento y esperanza como ‘Hand Of Love’ (“nada me sale como quisiera, nada va bien, pero sé que todo cambiará cuando vuelva a confiar”) o como la buena canción que cierra el disco ‘You’ve Got Away’; suave reggae-pop con campanas celestiales (‘Barria Alta’); aires a los Doors pasados por el tamiz de los ochenta en ‘Give You Pain’, o en ‘Shot Up And Shut Down’ (“mis brazos no quieren hacer lo que yo quiero y mis piernas no me obedecen, me siento como trueno de verano”), quedando el lado más épico para las canciones ‘Kinetic’ y ‘Prove Me Wrong’, y ‘Web Of Wicked Ways’ como un compendio de pop íntimo y oscuro con ligeros reflejos de luz.
Dentro de su limitada repercusión han tenido la suerte de ser siempre bien valorados y reivindicados por la crítica y los músicos, pudiendo codearse su legado perfectamente con los trabajos de Echo & The Bunnymen, Joy División, U2 o The Cure.
Si queréis ver una breve historia sobre Adrian Borland resumida en 3 minutos y medio, podeis verla en este vídeo al tiempo que escuchais de fondo la canción ‘Counting The Days’ (del excelente EP ‘Shock of Daylight’ -1984-).

Facebook Twitter




Publicado por jose / Archivado en:Discos

Comentario

  1. Publicado por jose luis @ 02 Nov 2007 22:04  

    Al leer este articulo me parece revivir mi propia historia cuando me compré aquel casette de un grupo llamado The Sound, al que solo conocia por referencias. Escuché la cinta infinidad de veces y los temas me cautivaron desde el primer momento, a partir de ahí empecé a aficionarme a su musica y a otros grupos como the chameleons, gracias a un grupillo de cuatro amigos de gustos similares en el internado.


Deja un comentario

Nombre (required)
Mail (No sera publicado) (required)
Website

2003-2014 Computer Age. Blog powered by Wordpress