Elliott Smith – From A Basement On The Hill

miércoles 21 enero 2015

Elliott Smith
From A Basement On The Hill
Epitaph 2004

El que debería haber sido el quinto álbum de Elliott Smith se ha convertido en su primer disco póstumo, la noticia de la muerte de este fenomenal autor aún es reciente y aún duele, aunque en cierta forma no nos cogió por sorpresa ya que los síntomas que emergían en su música y en lo que se conoció de su vida ya nos indicaban que su nombre podría aparecer algún día en esa maldita lista de mártires del rock and roll.
Elliott Smith arrastraba varios problemas que no supo solucionar y que a la postre provocarían su suicidio, el primero, y sin duda el mas determinante era su adicción a la heroina, algo que no pudo superar; musicalmente, su particular estilo, un tanto retro, no encajó nunca entre la música de su generación, que se movió entre el noise-rock primero y el country-rock despues, relegando su exquisito folk-rock a una tierra de nadie, demasiado comercial para los oidos independientes y demasiado independiente para la industria.
Creo que Elliott Smith siempre buscó hacer un disco perfecto, un disco repleto de canciones impecables con un sonido único que pudiese rivalizar con los discos que mas le deslumbraron: “Abbey Road” de los Beatles, “Bryter Later” de Nick Drake o “Forever Changes” de Love, aunque nunca pudo cumplir su deseo, a pesar de que “XO” y sobretodo “Figure 8” estuvieron cerca de lograrlo. En su primera etapa con Heatmiser y en sus tres primeros discos en solitario, la deficiente producción lastró el efecto de canciones que ya tenían una incuestionable calidad, le hicieron sonar como Sebadoh o como Pavement cuando su música poco tenía que ver con el de estas bandas.
“From A Basement On The Hill” contiene algunos de los temas que iban a entrar en su nuevo disco, en su disco definitivo, en su gran disco. Aunque ahora nunca sabremos como hubiese sido ese disco, al menos podemos disfrutar de estas últimas canciones en su forma mas primitiva, quizás muy lejos de como hubiesen sonado realmente.
El grueso de los temas de este álbum sigue la senda intimista e introspectiva de “Figure 8” aunque la ausencia de arreglos nos remita inevitablemente también a los primeros discos, a pesar de que la exquisita interpretación nos muestre claramente la evolución experimentada por Elliott Smith, que en estas últimas canciones manejaba a la perfección todos los resortes de su musica.
Algunas canciones son ciertamente dificiles de escuchar, porque en ellas se intuyen las señales de la tragedia, así la impresionante “Let’s Get Lost” es la desesperada busqueda de un lugar donde huir, donde descansar y “Pretty (Ugly Before)” nos muestra toda una galería de fantasmas que atenazaban sus sentimientos. Todas las canciones circulan por sendas parecidas, siempre hablando en primera persona, reflexiones oscuras y pesimistas sin apenas espacio para la esperanza.
Junto a los dos temas citados, destacan “A Fond Farewell” una perfecta y delicada pieza pop, “Twilight”, un tema extraño, etereo y sugerente y la desoladora “Last Hour” con el único acompañamiento de su guitarra acústica.
“From A Basement On A Hill” no es el gran disco que todos esperabamos, ciertemente es mas una colección accidental de canciones que un álbum en si mismo, las circunstancias desgraciadamente no permitieron otra cosa, aún así hay motivos mas que suficientes en estas canciones para creer que Elliott Smith finalmente hubiese conseguido construir el álbum con el que soñaba.

Facebook Twitter




Publicado por Luis / Archivado en:Discos

Comentarios

  1. Publicado por Rocío @ 14 Nov 2005 18:37  

    Cada cierto tiempo necesito escuchar sus letras y este cd sobre todo me hace pensar lo que habra pasado el 22 de octubre y lo que habra estado pensando.

    me trae muchos recuerdos.

    y siempre me hace pensar que hay cosas mejores

  2. Publicado por jose gutiérrez @ 30 Jul 2006 22:41  

    Con el tiempo me parece cada vez más un disco enorme. No se lo que él hubiese hecho de haber llevado las riendas hasta el final, pero lo que hay roza la perfección. Nada que envidiar a los precedentes. Lo peor es que se intuye algo que todavía estaba por venir, más allá de estas canciones. No paraba de crecer y mejorar.

  3. Publicado por gabriel @ 11 Sep 2008 3:00  

    Mas que un martir era un visionario de la musica, al margen de las corrientes comerciales, dando fe de su tremenda honestidad como hombre y como artista, el resto, dejemoslo a el en su remota intimidad, y disfrutemos su musica.Se que estara agradecido.


Deja un comentario

Nombre (required)
Mail (No sera publicado) (required)
Website

2003-2014 Computer Age. Blog powered by Wordpress