American Music Club, Madrid (29/05/2005)

Viernes 10 junio 2005

American Music Club
Sala Moby Dick Madrid
29 Mayo 2005

Hay cosas que nunca entenderé, la música “alternativa” puede tener problemas para llegar al gran público por su lenguaje a menudo críptico y hermético, pero hasta los grupos mas retorcidos tienen una pequeña legión de seguidores que apoyan siempre al grupo y les hacen sentirse vivos e importantes; no ocurre así con American Music Club, un grupo que a pesar de haber trazado una trayectoria ejemplar y única dentro del rock americano de finales del siglo XX sigue aún sin encontrar su público, ni dentro del mundillo “indie” ni mucho menos entre el gran público. Francamente no se que mas tiene que hacer un grupo con temas de la talla de “Western Sky”, “Jenny” o “I’ve Been A Mess”, por citar solo unos pocos, para llenar una sala de pequeño aforo como Moby Dick en nuestra querida ciudad de Madrid. Una vez mas, reeditando lo sucedido en anteriores visitas en solitario de Mark Eitzel, no eramos mas que 30 o 40 personas los que parecíamos interesados en tan insignes visitantes.
Ajenos ya a cualquier circunstancia ajena a su música, curados ya de espantos e indiferencias, los reunificados American Music Club mostraron una vez mas que les sobran argumentos para erigirse para una reducida minoria como una de las bandas claves para expresar con términos certeros los fracasos emocionales y sentimentales que atenazan nuestras vidas, el suyo es un catálogo desolador de todas las miserias cotidianas a las que se enfrenta todo aquel que mira al amor de frente, una batalla siempre perdida de antemano.
“Love Songs For Patriots”, el último disco de la formación, es un trabajo que crece con cada escucha, un trabajo que en cortes como “Home” o “Ladies And Gentlemen” brilla a la misma altura que sus mejores trabajos, ambos cortes sonaron esa noche, aunque para sorpresa de muchos el concierto se articuló en torno a los temas de “Mercury”, quizás su disco mas doloroso y apocalíptico, “Grattitude Walks”, “I’ve Been A Mess” o “Mercury” sonaron grandiosas y demoledoras en las manos de una banda curtida en mil batallas y en la voz de un Mark Eitzel enorme sobre el escenario, sintiendo y viviendo cada palabra que salía de su garganta y cada nota que surgía de su guitarra.
Es mas que evidente a estas alturas que solo junto a Vudi, Dan Pearson y Tim Mooney, sus viejos compañeros del Club de la Música Americana, Mark Eitzel es capaz de desarrollar todo su potencial interpretativo y dramático, necesita de sus compañeros para no hundirse en las simas de su propia desesperación, y precisa de su complicidad para pasar de lo memorable a lo sublime.
La reunificación de American Music Club fue, para quien quiso verlo, uno de los grandes acontecimientos del pasado 2004, una oportunidad única para reencontrarnos con una banda de las que ya quedan pocas, muy pocas.

Facebook Twitter

Etiquetas: , ,


Publicado por Luis / Archivado en:Conciertos

Comentario

  1. Publicado por American Music Club (20-21/02/2008) - Computer Age @ 24 Feb 2008 19:04  

    […] haya visto ya en alguna ocasión a Mark Eitzel en directo, ya sea solo o junto a American Music Club sabe de sobra que el directo es un terreno mas que pantanoso para el compositor californiano. Mark […]


Deja un comentario

Nombre (requerido)
Mail (No sera publicado) (requerido)
Website

2003-2014 Computer Age. Blog powered by Wordpress